martes, 15 de enero de 2013

El fin del mundo ¿Cuándo? Parte 1




"Ustedes oirán que en algunos países habrá guerras, y que otros países están a punto de pelearse. Pero no se asusten; esas cosas pasarán, pero todavía no será el fin del mundo.
(Mateo 24:6 BLS)

Hace no más o menos de veinte años el cuerpo gobernante todavía enseñaba que el fin llegaría antes de que muriera la generación de 1914, que millones que habían nacido en aquella generación no morirían jamás. La primera doctrina ya cambió, la segunda resultó ser una total mentira o falsa expectativa como ahora se le llama a las falsas doctrinas.

Por aquel tiempo mi hija mayor iba al kínder (jardín de niños) tenia cuatro años y me dijo saliendo de la escuela, que ella quería que viniera el paraíso para estar jugando en un columpio. Ante aquello no me pude quedar callado y le dije francamente que no iba a estar en ningún columpio siendo niña en el paraíso. Eso impactó a mi hija y me preguntó ¿Por qué dicen los hermanos que el fin ya viene pronto? Le tuve que decir que no todo lo que decían los hermanos era correcto.  En aquellos años todos los hermanos creían que el fin era ya inminente y cada año en el memorial se veía cuantos “ungidos” quedaban y al quedar cada año menos se aseguraba que el fin era en muy poco tiempo.

La verdad que me la jugué, en aquel entonces era anciano de congregación y no me importó si me acusaban de apostasía por contradecir una doctrina tan productiva del cuerpo gobernante. Mi hija podría decir lo que yo le había enseñado.  Lo que pasó es que mi hija empezó a hacer caso omiso a las profecías del cuerpo gobernante desde entonces y a preguntarme que decía la biblia sobre las cosas antes que los libros de la Watchtower y de la atalaya, el único libro al que hacía caso en su adolescencia era el de los jóvenes preguntan, y eso solo al tomo I. Al esclavo fiel y discreto de los testigos de Jehová lo tomó como cualquier hijo de vecino ¿Será porque yo así los consideraba y no me daba cuenta?

Recuerdo que por aquellos años estábamos formando una nueva congregación y una de las preguntas que nos hizo el superintendente de circuito llenando un formulario para solicitar el alta de la misma, era que si considerábamos al cuerpo gobernante como representante del conducto de Dios, la verdad me tuvo que preguntar dos veces. Todavía creía que no estaban equivocados en muchas cosas y que las otras con el tiempo las aclararían.

La verdad no estamos todavía cerca del fin. ¿Como lo sé? Se los iré compartiendo…. Entonces si no estamos cerca del fin, ¿Porque tengo fe en Jehová y su Hijo mi Señor?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Opina: