miércoles, 27 de febrero de 2013

La cena del señor… ¿Para que la celebramos?



Por lo tanto, antes de comer del pan y beber de la copa, cada uno debe preguntarse si está actuando bien o mal. Porque Dios va a castigar al que coma del pan y beba de la copa sin darse cuenta de que se trata del cuerpo de Cristo.

(1 Corintios 11:28-29 BLS) 

El ahora esclavo fiel y discreto de los testigos de Jehová da mucho énfasis a todos los asuntos de organización del memorial. Por ello como anciano siempre tuve presente la organización del mismo con meses de anticipación, que el vino, que el pan, que los arreglos para el salón, los acomodadores. Eran tantos los procedimientos y ritos relacionados con la cena del señor que los hermanos que colaboraban para tal evento preguntaban que si a los expulsados se les pasaba los emblemas, que si era correcto hacer reverencias, que numero de celebración iba. Había que designar quien iba a hacer las oraciones normalmente cuatro, para lo que había que darle un rango a los hermanos, empezando por “ungidos”, hasta publicador raso dependiendo del rango se debían asignar los “privilegios”.  


Durante el memorial se veía el glamur de los hermanos que visten como para una fiesta, claro se debe vestir de acuerdo a la ocasión, pero muchas hermanas parecía que fueran a un concurso de vestidos o desfile de modas. Los hombres como quiera nos veíamos igual jajajaja, con el uniforme de siempre, saco y corbata, a lo mejor mucho gel para el cabello.


Al final las fotos, con los arreglos del salón, con los hermanos “espirituales”, precursores, ancianos, el discursante o para no hacer menos al de circuito de vacaciones advenediso. Y si bien si se podía, irse a cenar con los amigos y la familia. 


El discurso siempre lo mismo, centrado totalmente en que toda la audiencia entienda que en los testigos de Jehová hay clases, los “ungidos” y “las otras ovejas”. Los reyes y los gobernados. Ah, y había también el morbo por saber cuanto ungidos faltaban por morirse recordando la cifra de participantes del pan y el vino el año pasado. Entre menos fueran los “ungidos” más cerca del fin. Esto basado en la falsa profecía de que la generación de 1914 vería el fin del mundo. Cosa que a todas luces se les vino como una bofetada al tener que pagar el recibo de la Comisión federal de electricidad para que llegara “nueva luz”, al tiempo que era evidente que la profecía había resultado fallida (ya se habían muerto los “ungidos” de esa generación para cuando se hizo un “nuevo entendimiento”, evidente fracaso. P.D. hoy la generación de 1914 es eterna según la “nueva luz” del traslape, solo para los despistados que no se han enterado todavía.) 


¿Y Cristo? Ah si, se mencionan un par de textos de primera a lo Corintios durante todo el discurso, por que incluso en la ultima oportunidad que se tiene de no atenerse al bosquejo que el cuerpo gobernante envía, se ocupa para platicar como se prepara el pan, que vino es, como se calcula la fecha de la fiesta.


Todo esto se deriva de dos cosas: primero del establecer que hay rangos entre los testigos de Jehová y segundo, que Cristo es relegado a un aniversario, a ser el pretexto de la celebración. No el motivo del servicio. (Ya vimos en la entrada anterior que no era un aniversario la cena del Señor).


En la congregación de corinto pasaba algo similar, se habían olvidado muy pronto del verdadero motivo de la cena del Señor. Analizaremos el consejo de Pablo en la próxima entrada.


Pero ¿cual es el motivo de la cena del Señor?:


El Señor se fija en nuestra conducta. Él nos corrige para que aprendamos, y así no tengamos que ser castigados junto con la gente de este mundo que no cree en él. Si pensamos bien lo que hacemos, no seremos castigados.(1 Corintios 11:31 BLS)



Por lo tanto, antes de comer del pan y beber de la copa, cada uno debe preguntarse si está actuando bien o mal. Porque Dios va a castigar al que coma del pan y beba de la copa sin darse cuenta de que se trata del cuerpo de Cristo.

(1 Corintios 11:28-29 BLS)



La cena del Señor nos proporciona la oportunidad de juzgarnos todos y cada uno de los asistentes para saber si tenemos alguna práctica de pecado que nos pudiera llevar al castigo divino. Claro pecadores somos todos, pero la biblia dice.



Yo a ustedes los quiero como a hijos. Por eso les escribo esta carta para que no pequen. Pero si alguno peca, Jesucristo es justo y nos defiende ante Dios Padre. Dios perdona nuestros pecados y los de todo el mundo porque Cristo se ofreció voluntariamente para morir por nosotros.. (1 Juan 2:1-2 BLS)



Por lo que una vez pedido perdón a Dios por nuestra práctica y haberla dejado, podemos participar de la cena que Cristo nos sirve. No, no hay motivo de glamour si no de reflexión, de recordar si tenemos no un pecado, si no alguna practica de pecado que nos impida presentarnos delante de el para comer asi empezó Judas. (Juan 13:18).



Siempre estamos a tiempo de prepararnos para la cena, no con tantos “arreglos” exteriores, si no hay que preparar el corazón para participar de la mesa de Cristo.

viernes, 22 de febrero de 2013

La cena del señor… ¿Cuando debe celebrarse?



El cuerpo gobernante de los testigos de Jehová enseña que la cena del señor es un memorial, que debe celebrarse cada año específicamente en la primera luna llena, vista físicamente en Jerusalén , la mas cercana al equinoccio primaveral. Pero no hay nada en la biblia que lo especifique de tal manera, Veamos.


La primera carta a los Corintios fue escrita por el apóstol Pablo cronológicamente antes que los evangelios, por lo que los evangelistas pudieron tener acceso a ella antes de escribir los propios (más todavía el compañero de Pablo, Lucas). Por lo que es muy bueno considerar como eje su carta a los corintios, mas aún al considerar que aunque no estuvo presente, habla de una revelación de este tema.(1 Corintios 11:23)

Comentaremos primeramente una discrepancia muy debatida entre Marcos 14:12 y los otros evangelios sinópticos, con el evangelio de Juan. 


Mar 14:12  El primer día de la fiesta en que se comía el pan sin levadura, cuando se sacrificaba el cordero de Pascua, los discípulos de Jesús le preguntaron:

 –¿Dónde quieres que vayamos a prepararte la cena de Pascua?


Llevaron a Jesús de la casa de Caifás al palacio del gobernador romano. Como ya comenzaba a amanecer, los judíos no entraron en el palacio, pues de lo contrario faltarían a las leyes sobre la pureza ritual y entonces no podrían comer la cena de Pascua. (Juan 18:28 DHH)



¿Entonces cuando se celebró la “cena del Señor” por primera vez? ¿Antes de la pascua o después? Algo que hay que considerar que habría varias doctrinas y grupos dominantes en el tiempo de Jesús. El Diccionario Bíblico Certeza nos refiere:



“A la luz de las recientes investigaciones sobre la influencia de los calendarios separados utilizados para el cálculo de las festividades, es posible ahora considerar nuevamente las antiguas teorías de P. Billerbeck y J. Pickl de que los dos estratos de pruebas que proporcionan los evangelios pueden armonizarse suponiendo que ambos son comprensibles, y que reflejan tradiciones diferentes. Billerbeck y Pickl hicieron una distinción entre la fecha de la pascua de los fariseos que utilizó Jesús y la de los saduceos, que la colocaban un día antes, que es el que sigue el cuarto evangelio. Los críticos descartaron este parecer por no contar con pruebas a su favor, pero los ms(s).ms(s). manuscrito(s) del mar Muerto muestran que se usaban calendarios divergentes en el judaísmo heterodoxo, y es posible que en realidad hubiera tradiciones separadas en boga en la época de la pasión. A. Jaubert reconstruyó recientemente los hechos sobre esta base a fin de armonizar los datos de los evangelios y de los primitivos testigos litúrgicos (en su libro The Date of the Last Supper, traducción, inglesa 1965. Para una aceptación de su tesis véase E. E. Ellis, The Gospel of Loke², New Century Bible, 1974, pp.pp. página(s) 249s, y la contribución posterior de Jaubert en New Testament Studies 14, 1967–68, pp.pp. página(s) 145–164).



La biblia de Estudio Macarthur en su “Introducción a Juan”, nos hace referencia a Josefo para mencionar algo parecido, que los galileos celebraban la pascua con un día de diferencia con relación a los sacerdotes por cuestiones de distancia de viaje.



Pero es más fácil establecer la fecha de la primera celebración de la Cena del Señor, tal y como lo dijo Pablo: “Porque yo recibí del Señor lo que os he transmitido: que el Señor Jesús, la noche en que fue entregado, tomó pan,” (1 Corintios 11:23 JER).



La cena del señor fue instituida, la noche que fue entregado. ¿Cuantas veces se debería celebrar?, en la escritura no encontramos un límite para ello.



Después de cenar, Jesús tomó en sus manos la copa y dijo: "Esta copa de vino es mi sangre. Con ella, Dios hace un nuevo compromiso con ustedes. Cada vez que beban de esta copa, acuérdense de mí". (1 Corintios 11:25 BLS).

 

“Cada vez”, no indica un periodo especifico, más aún cuando por ahora  no sabemos a ciencia cierta que día en específico se instituyó. ¿Cuándo se celebraba entonces? Existen varias ocasiones, por ejemplo el domingo. (Recordemos que la pascua era celebrada en sábado)



“El domingo nos reunimos en uno de los pisos altos de una casa, para celebrar la Cena del Señor. Había muchas lámparas encendidas. Como Pablo saldría de viaje al día siguiente, estuvo hablando de Jesús hasta la media noche. (Hechos 20:7 BLS)”



Momento, dirá cualquier testigo de Jehová mi Traducción del Nuevo Mundo no dice nada de cena del Señor, si no que habla de una comida en la noche. Afortunadamente si trae una nota al pie de página que dice: “para quebrar el pan”. ¿Que significa para quebrar el pan? Aunque se tenía que partir el pan para poderlo comer, esta expresión llegó a significar para los cristianos en el ambiente de una reunión, celebrar la cena del Señor. La misma traducción del nuevo mundo nos dice:



La copa de bendición que bendecimos, ¿no es un participar de la sangre del Cristo? El pan que partimos, ¿no es un participar del cuerpo del Cristo?  (1 Corintios 10:15, 16 TNM) .

De hecho cuando se fundó la congregación cristiana la cena del Señor se celebraba todos los días



y decidieron vivir como una gran familia. Y cada día los apóstoles compartían con ellos las enseñanzas acerca de Dios y de Jesús. También celebraban la Cena del Señor y oraban juntos. (Hechos 2:42 BLS).



Posteriormente el domingo llego a ser el día en que se reunían los cristianos (y practicamente todas las religiones cristianas se reunen en domingo) y como vimos en Hechos 20:7 ese dia se reunian para recordar el sacrificio de cristo (1 Corintios 16:2).



No, no estamos en contra de que la cena del Señor se celebre, la fecha no importa. Pero debe celebrarse varias veces al año, incluso no hay ninguna objeción a que los católicos la celebren todos los días.



 ¿Como debe celebrarse? Bueno de eso comentaremos la proxima entrada



.






















sábado, 16 de febrero de 2013

El fin del mundo y la gran muchedumbre



Afortunadamente hemos visto en los últimos tres temas lo que tiene que ocurrir antes de que venga el fin, sin embargo espero una salida en estampida de los testigos de Jehová este fin de semana al “servicio del campo” por eventos celestes que ocurrieron el día de ayer. Recordemos: “mas todavía no es el fin” (Mateo 24:6) porque estos fenómenos están fuera del contexto de la semana final.

Bueno el fin del mundo es la última oportunidad que tiene la humanidad de escoger el Reino de los Cielos y sus beneficios o hacerse a un lado en el proyecto de Dios, o más bien que Dios lo haga a un lado.(Deuteronomio 30:19,20)

Por Ello aunque sus siervos de fe al principio de la segunda venida del Señor  nos iremos con él, seria injusto departe de Dios empezar una destrucción como la pregonan los testigos de Jehová, sin dar mas oportunidad a los que nunca lo han conocido ni han tenido la oportunidad de servirle, Solamente una tercera parte de las personas en el mundo son cristianas y los otros cuatro mil millones no conocen ni a Dios ni a su Cristo.

"Pero eso no es todo. Aun cuando los dos hijos de Rebeca eran de nuestro antepasado Isaac, Dios eligió sólo a uno de ellos para formar su pueblo. Antes de nacer, ninguno de los niños había hecho nada, ni bueno ni malo. Sin embargo, Dios le dijo a Rebeca que el mayor serviría al menor. Con esto Dios demostró que él elige a quien él quiere, de acuerdo con su plan. Así que la elección de Dios no depende de lo que hagamos. Como dice la Biblia: "Escogí a Jacob, pero rechacé a Esaú"." ¿Y por eso vamos a decir que Dios es injusto? ¡Claro que no! (Romanos 9:10-14 BLS)

 

En verdad no es por que hayamos hecho algo por el que Dios no trajo a su hijo, solo Dios nos escogió en el ejercicio de su Soberanía.(Juan 6:44) ¿Y los demás? Eso sería injusto, sin embargo eso no lo hace injusto ya que todo el que quiera puede ir al Él aunque no  haya sido escogido:

 

Vengan a mí todos ustedes, los agotados de tanto trabajar, que yo los haré descansar. Lleven mi yugo sobre ustedes, y aprendan de mí, que soy manso y humilde de corazón, y hallarán descanso para su alma; porque mi yugo es fácil, y mi carga es liviana.» (Mateo 11:28-30 RVC)

 

De esto el fin del mundo será una oportunidad sin par, en lo personal recuerdo las diez plagas de Egipto, el resultado fue que al ver las plagas sobre la nación Egipto todos tuvieron la oportunidad adorar al único Dios verdadero, Jehová a quien no conocían.

 

También fue con ellos una multitud de extranjeros, como también animales de cría en grandes números, ambos rebaños y manadas.(Éxodo 12:38 KADOSH, Nota del Targum de Onkelos)

 

De la misma manera el Apocalipsis nos aclara que mucha gente pondrá en aquel tiempo fé en el Cordero de Dios y limpiará su vida por lo que podrán sobrevivir también a esta destrucción demostrando tal fe en aquellos días:

 

Después de esto vi a mucha gente de todos los países, y de todas las razas, idiomas y pueblos. ¡Eran tantos que nadie podía contarlos! Estaban de pie, delante del trono y del Cordero, vestidos con ropas blancas. En sus manos llevaban ramas de palma, Yo le respondí:

--Señor, usted lo sabe.

Y él me dijo:

--Son los que no murieron durante el tiempo de gran sufrimiento que hubo en la tierra. Ellos confiaron en Dios, y él les perdonó sus pecados por medio de la muerte del Cordero. (Apocalipsis 7:9,14 BLS)

 

 Obviamente estos no son los testigos de Jehová que son contados reunión a reunión, semana tras semana año tras año y no sobrepasan aun lo ocho millones. Veamos como la biblia nos da mas detalles de este proceso:

 

“Ciertamente, el Señor juzgará con fuego y con su espada a toda la humanidad; ¡muchos serán los que mueran a manos del Señor! «Voy a acabar con todos los que en fila se santifican y se purifican en los huertos, y también con los que comen carne de cerdo y de rata, y de otros animales repugnantes. —Palabra del Señor. »Yo sé bien lo que hacen y lo que piensan. Pero ha llegado el tiempo de juntar a todas las naciones y lenguas, y ellas vendrán y verán mi gloria. Yo pondré una señal entre ellos, y a los que sobrevivan los enviaré a las naciones. Los mandaré a Tarsis, Fut y Lud (naciones expertas en el manejo del arco); a Tubal y Javán, y a las costas lejanas que nunca supieron de mí ni vieron mi gloria. Ellos darán a conocer mi gloria entre las naciones. Y a todos los hermanos que ustedes tienen entre las naciones los harán venir, para que se presenten ante mí como una ofrenda. Vendrán hasta mi santo monte de Jerusalén en caballos, carros, literas, mulos y camellos, y portando utensilios limpios, de la manera en que los hijos de Israel traen sus ofrendas a mi casa. Yo el Señor lo digo. Y digo también que a algunos de ellos los tomaré para que sean sacerdotes y levitas. »Así como yo hago que los nuevos cielos y la nueva tierra permanezcan delante de mí, así también haré que permanezcan su nombre y su descendencia. —Palabra del Señor. »Y mes tras mes, y día de reposo tras día de reposo, todos vendrán a adorar en mi presencia. Yo, el Señor, lo he dicho.

(Isaías 66:16-23 RVC)

 

Contrario a lo que enseñan los testigos de Jehová sobre dos clases de adoradores, los ungidos y las otras ovejas; unos haciendo las funciones de sacerdotes y las otras solo los obedeciendolos, Isaías nos aclara que los sobrevivientes del armagedón harán también funciones sacerdotales, pero estos tendrán su oportunidad cuando Dios “Juzgue a toda la humanidad”. Por lo tanto es incorrecto que la mayoría de los testigos de Jehová se llamen así mismos “la gran muchedumbre”.

 

Otra referencia de esto la encontramos en Zacarías capítulo 14 donde queda claro que aun dentro de los enemigos de Dios y su pueblo tendrán la oportunidad de servirle.

 

“He aquí,  el día de Jehová viene,  y en medio de ti serán repartidos tus despojos…. Y todos los que sobrevivieren de las naciones que vinieron contra Jerusalén,  subirán de año en año para adorar al Rey,  a Jehová de los ejércitos,  y a celebrar la fiesta de los tabernáculos. (Zacarías 14:1,16 RV60)

 

Todavía hay muchísimo por comentar sobre lo que depara el futuro, pero con lo que hemos comentado en las ultimas 4 entradas tenemos suficiente para entender el Apocalipsis y todas las profecías de aquel tiempo. Si Dios quiere haremos un comentario del Apocalipsis condensado en un futuro a mediano plazo, para no canzarlos con el mismo tema. Ahora veremos el "memorial"

miércoles, 6 de febrero de 2013

El fin del mundo y las setenta semanas de Daniel.




“ Setenta semanas han sido decretadas sobre tu pueblo y sobre tu santa ciudad, para poner fin a la transgresión, para terminar con el pecado, para expiar la iniquidad, para traer justicia eterna, para sellar la visión y la profecía, y para ungir el lugar santísimo. (Daniel 9:24 LBLA)

Esta era una de las cuentas más facilitas de hacer para probar el cumplimiento de esta profecía desde 455 a. c. a 36 d. c., Supuestamente en el bautismo de Cornelio el romano se llegaban al fin de estas 70 semanas. ¿Que tenia que ver Cornelio con “Ungir el Lugar Santísimo”, cuando ya no era aceptado por Dios el Templo en Jerusalén y Jesús ya había presentado su sacrificio a Dios en el cielo? ¿y como esto daría cumplimiento de todas las profecías cuando todavía hubo profetas en la congregación cristiana unos 65 años mas hasta la muerte del Apóstol Juan y todavía esperamos en el futuro el cumplimiento de muchas (Sellar visión y profecía)? ¿Y por qué en aquel entonces no se trajo la “justicia eterna”?. Como dijo el chapulín colorado “lo sospeché desde un principio”. Otra “expectativa errónea” o falsa doctrina del cuerpo gobernante de los testigos de Jehová.

Si repasamos de las seis cosas que menciona la profecía de las setenta semanas efectivamente hablan de la aparición del Mesías pero en dos contextos diferentes.

“Has de saber y entender que desde la salida de la orden para restaurar y reconstruir a Jerusalén hasta el Mesías Príncipe1, habrá siete semanas y sesenta y dos semanas; volverá a ser edificada, con plaza2 y foso, pero en tiempos de angustia.” (Daniel 9:25 LBLA)

Como vemos la profecía se divide en tres periodos uno de siete semanas o 49 años para que Jerusalén fuera redificada con plaza y foso (La calle principal y su protección) y para la llegada de Mesías “Príncipe”  serian otras setenta y dos semanas.  Es interesante que al final de las primeras 69 semanas (7 + 62)  aparecería el Mesías como  Príncipe o caudillo. Esto solo tuvo cumplimiento en su entrada triunfal en Jerusalén, esto es, por que entonces fue reconocido como el Mesías (Mateo 21:7-9), Cuando se bautizo la gente no lo reconoció como príncipe o Mesías y Dios solo como Hijo amado. Otro error más del cuerpo gobernante de los testigos de Jehová que afirman según sus cuentas que el mesías apareció cuando fue bautizado.

El error de este órgano dictador de reglas, profecías y recaudación de los testigos de Jehová viene cuando supusieron que la profecía se cumplía en el 29 EC y contaron para atrás llegando a 455 a de EC. Pero como dicen en los concursos en México “Laaastima margariito” resulta ser que el decreto para reconstruir Jerusalén no fue expedido si no hasta 445 A C., año 20 de Artajerjes que empezó a gobernar en el 465 A.C. Eso lo dicen todos los libros de historia, lo que les da un desfase de 10 años, mismos que bajo mucho choro en sus publicaciones quieren ajustar a la fuerza. Pero no cuentan que los años bíblicos son de 360 días por lo que allí quedan ajustados los 10 años que hicieron a un lado a propósito.

Despues de estas 69 semanas el mesías sería muerto y la ciudad y el santuario destruidos  ¿Cuándo?, de ambas cosas no se da la fecha solo se nos dice que después de las 69 semanas.

Después de las sesenta y dos semanas el Mesías1 será muerto2 y no tendrá nada3, y el pueblo del príncipe que ha de venir destruirá la ciudad y el santuario. Su fin vendrá con inundación; aun hasta el fin habrá guerra; las desolaciones están determinadas4. (Daniel 9:26 LBLA)

El libro de Daniel nos clara a que la destrucción de Jerusalén se cumple en la septuagésima semana, obviamente el general Tito que sitió la ciudad de Jerusalén no era un príncipe, y el pueblo romano no llegó a su fin por inundación, es más aun existe mediante las naciones que resultaron de pueblo romano como la unión europea y los estados unidos, así que si quisiéramos aplicar al general romano Tito como lo hacen los testigos de Jehová tampoco sería correcto.

Muchas veces leí dentro de la doctrina testigo que el templo simbólico se refería a los cristianos, pero leyendo la biblia, nos damos cuenta de que Daniel predijo que la destrucción (Los siervos fieles no pueden ser destruidos por ningún mortal, Mateo 10:28) final de Jerusalén y su Santuario en un futuro, No solo él, Juan también lo profetizó:

Me fue dada una caña de medir1 semejante a una vara, y alguien dijo2: Levántate y mide el templo3 de Dios y el altar, y a los que en él adoran. (Apocalipsis 11:1 LBLA)

Como vemos se hace una clara diferencia en el templo y en los que en el adoran. Por lo tanto estas profecías no se refieren al templo conformado por los cristianos fieles. Si no al templo que será destruido por el hijo de la destrucción, el príncipe que ha de venir, comandando a su propio pueblo. El anticristo operara por siete años haciendo alianzas y ya se nos habla entonces de una destrucción completa sobre él.

Y él hará un pacto firme con muchos por una semana, pero a la mitad de la semana pondrá fin al sacrificio y a la ofrenda de cereal. Sobre el ala de abominaciones1 vendrá el desolador2, hasta que una destrucción completa, la que está decretada, sea derramada sobre el desolador2. (Daniel 9:27 LBLA)


Al final Pablo les da consuelo a los Tesalonicenses para que no se preocupen por el fin del mundo

Pero nosotros siempre debemos darle gracias a Dios por ustedes. Dios los ama y los eligió desde un principio para que se salvaran del castigo. Los eligió por medio del Espíritu que los separó para él, y por aceptar la buena noticia. Dios los llamó por medio de la buena noticia que les anunciamos, para que participen del poder y de la gloria de nuestro Señor Jesucristo. Por eso, hermanos míos, sigan confiando en Dios y no se olviden de las enseñanzas que, personalmente o por carta, les hemos dado. Dios nuestro Padre es bueno; por eso nos ha amado, nos ha dado el consuelo eterno y la seguridad de que seremos salvos. A él y a nuestro Señor Jesucristo les pido que les den ánimo y fuerzas para que siempre digan y hagan lo bueno.
(2 Tesalonicenses 2:13-17 BLS)

Es verdad, a nosotros no nos debe preocupar el fin del mundo, a los Tesalonicenses como a los testigos de Jehová los espantaron con el “petate del muerto”. Con mentiras, con cartas con libros, Atalayas y con profecías fallidas. Pero Pablo nos recuerda que nosotros nos salvaremos del castigo por que Dios nos ama, y de hecho participáremos del poder y la gloria del Señor Jesucristo.

Bueno ¿y  que de la gran muchedumbre que sale de la gran tribulación?, como dijo la nana Goya “bueno, esa es otra historia”