miércoles, 20 de mayo de 2015

LA LLAVE PARA ADQUIRIR LA JUSTICIA DE DIOS: "Como obtener la salvación"



La watchtower enseña que el sacrificio del Señor Jesús es solo un comienzo para la salvación, después las personas debén luchar energicamente para tratar de llegar a ser justos y así ganar la salvación, e inclusive afirmán que hay un reino de 1000 años para poder probarle a Dios que podemos serle fieles sin fallar sin ningún error y así heredar al final la vida eterna, pero esto es imposible porque cuando vamos a la escritura nos damos cuenta que el hombre no puede ser justificado por sus propios esfuerzos ante Dios, porque el hombre no puede cumplir la ley el 100%. ( Ver el tema el nuevo pacto: 27/3/15)
- En el Antiguo Testamento habla el profeta Isaías de que el Mesías habría de llegar, como "El Justo", quién justificaría a muchos y cargaría el pecado de muchos e intercediendo por los transgresores.

Isaias 53:10-12

Pero quiso el SEÑOR quebrantarle, sometiéndo le a padecimiento. Cuando El se entregue a sí mismo como ofrenda de expiación, verá a su descendencia, prolongará sus días, y la voluntad del SEÑOR en su mano prosperará. a la angustia de su alma, El lo verá y quedará satisfecho. Por su conocimiento, el Justo, mi Siervo, justificará a muchos, y cargará las iniquidades de ellos. Por tanto, yo le daré parte con los grandes y con los fuertes repartirá despojos, porque derramó su alma hasta la muerte y con los transgresores fue contado, llevando El el pecado de muchos, e intercediendo por los transgresores.

El profeta Jeremías hablo de Cristo, como "el Renuevo Justo", que reinaría como un rey, actuaría sabiamente y practicaría la justicia en la tierra. El profeta Jeremías lo presenta y dice este será su nombre: "JEHOVA, justicia nuestra".

Jeremías 23:5-6

He aquí, vienen días--declara el SEÑOR-- en que levantaré a David un Renuevo justo; y El reinará como rey, actuará sabiamente, y practicará el derecho y la justicia en la tierra. En sus días será salvo Judá, e Israel morará seguro; y este es su nombre por el cual será llamado: ``El SEÑOR, justicia nuestra.

Cuando Jesús fue bautizado, fue para "cumplir toda justicia"

Mateo 3: 14-16

Pero Juan trató de impedírselo, diciendo: Yo necesito ser bautizado por ti, ¿y tú vienes a mí? Y respondiendo Jesús, le dijo: Permíte lo ahora; porque es conveniente que cumplamos así toda justicia. Entonces Juan se lo permitió. Después de ser bautizado, Jesús salió del agua inmediatamente; y he aquí, los cielos se abrieron, y él vio al Espíritu de Dios que descendía como una paloma y venía sobre El.…


QUE ES LA JUSTIFICACIÓN ?

La justificación es el acto legal donde Dios declara al pecador inocente de su pecado. No es que ahora el pecador esté libre del pecado, sino que es "declarado" libre del pecado. Esta declaración de justicia es el ser justificado delante de Dios y está basada en el derramamiento de la sangre de Jesús, "...estando ya justificados en su sangre, por Él seremos salvos de la ira... La justificación, pues, es un acto de Dios que tiene la condición o característica de legal o forense puesto que consiste, en primer lugar, en el perdón de todos nuestros pecados, pasados, presentes y futuros, y en segundo lugar, en imputar o acreditar a nuestra cuenta la justicia de Cristo, que es lo único que permite que Dios nos acepte. Es la base de nuestra relación y reconciliación con Dios.

Romanos 5:8-10

Pero Dios demuestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. Entonces mucho más, habiendo sido ahora justificados por su sangre, seremos salvos de la ira de Dios por medio de El. Porque si cuando éramos enemigos fuimos reconciliados con Dios por la muerte de su Hijo, mucho más, habiendo sido reconciliados, seremos salvos por su vida.…

- Dios hace responsable de nuestros pecados a Cristo imputándoselos en la cruz y así de esta manera vivamos la justicia de Dios por medio de su Hijo quién llevo nuestros pecados en su cuerpo y por su herida fuimos sanados.

1ª Pedro 2:24:

Quien llevó él mismo nuestros pecados en su cuerpo sobre el madero, para que nosotros, estando muertos a los pecados, vivamos a la justicia; y por cuya herida fuisteis sanados."


- Por la crucifixión, muerte, sepultura y resurreción del Cordero, y la perseveración de nuestra creencia a través de la fe en este evangelio, hace posible que seamos salvos y adquiramos su justicia.

1 de Corintios 15: 1-4

Además os declaro, hermanos, el evangelio que os he predicado, el cual también recibisteis, en el cual también perseveráis; por el cual asimismo, si retenéis la palabra que os he predicado, sois salvos, si no creísteis en vano. Porque primeramente os he enseñado lo que asimismo recibí: Que Cristo murió por nuestros pecados, conforme a las Escrituras; y que fue sepultado, y que resucitó al tercer día, conforme a las Escrituras;

- Cristo quién no cometió pecado, fué hecho pecado, para que nosotros alcanzaramos la justicia de Dios por medio de Èl.

2ª Corintios 5:21:

"Al que no conoció pecado, por nosotros lo hizo pecado, para que nosotros fuésemos hechos justicia de Dios en él."

- En Romanos 3 el apóstol Pablo dice que todos están bajo pecado, que no hay justo ninguno, ni siquiera uno solo, al mismo tiempo dice que ningún humano es justificado justo delante de Dios por medio de las obras de la ley.


Romanos 3:9-20

¿Qué, pues? ¿Somos nosotros mejores que ellos? En ninguna manera; pues ya hemos acusado a judíos y a gentiles, que todos están bajo pecado. Como está escrito: No hay justo, ni aun uno; hay quien entienda, No hay quien busque a Dios. Todos se desviaron, a una se hicieron inútiles; No hay quien haga lo bueno, no hay ni siquiera uno. Sepulcro abierto es su garganta; Con su lengua engañan. Veneno de áspides hay debajo de sus labios; Su boca está llena de maldición y de amargura. Sus pies se apresuran para derramar sangre; Quebranto y desventura hay en sus caminos; Y no conocieron camino de paz. No hay temor de Dios delante de sus ojos. Pero sabemos que todo lo que la ley dice, lo dice a los que están bajo la ley, para que toda boca se cierre y todo el mundo quede bajo el juicio de Dios; ya que por las obras de la ley ningún ser humano será justificado delante de él; porque por medio de la ley es el conocimiento del pecado.


CRISTO EL FIN DE LA LEY

No podemos adquirir la justicia de Dios por medio de la ley , porque la justicia de Dios se adquiere solamente por la fé en el Hijo de Dios. Los hombres han fracasado en vivir según el estándar de justicia establecido por la Ley.

Romanos 3:25-28

A quien Dios puso como propiciación por medio de la fe en su sangre, para manifestar su justicia, a causa de haber pasado por alto, en su paciencia, los pecados pasados, con la mira de manifestar en este tiempo su justicia, a fin de que él sea el justo, y el que justifica al que es de la fe de Jesús. ¿Dónde, pues, está la jactancia? Queda excluida. ¿Por cuál ley? ¿Por la de las obras? No, sino por la ley de la fe. Concluimos, pues, que el hombre es justificado por fe sin las obras de la ley.
 
Muchos tiene celo de Dios pero no conforme a su voluntad por está razón muchos no quierén sometersen a la justicia de Dios y hán tratado de establecer su propia justicia por medio de las obras, pero Cristo es el fin de la ley ( Salvación por obras) para que a través de ÈL podamos adquirir su justicia.

Romanos 10:2-4

Porque yo testifico a su favor de que tienen celo de Dios, pero no conforme a un pleno conocimiento. Pues desconociendo la justicia de Dios y procurando establecer la suya propia, no se sometieron a la justicia de Dios. Porque Cristo es el fin de la ley para justicia a todo aquel que cree.
 
- Dios es justo al condenar a todos los hombres a la muerte, pues todos sin excepción, han pecado y están destituidos de la gloria de Dios. Todos los hombres merecen la muerte, debido a que "la paga del pecado es muerte" , Dios es justo al condenar los impios pero Dios es justo cuando salva los pecadores por medio del regalo que el dá: "Que es vida eterna en Cristo Jesús", justificando así a los que son de la fé de su Hijo. La justicia de Dios se cumplió en la cruz del calvario y todos los que creén en su Hijo sus pecados son perdonados, porque Jesús pago el precio de nuestros pecados en totalidad y nos dió como regalo su justicia para que así fuesemos justificados no por obras sino por la fé.

Romanos 6:23

Porque la paga del pecado es muerte, mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro. 

LOS CREYENTES JUSTIFICADOS DEL PECADO POR MEDIO DE LA CRUCIFIXIÓN DE CRISTO

- Todos los creyentes somos sepultados en el bautismo junto con Cristo, es decir nuestro viejo hombre es crucificado juntamente con Cristo y así como Cristo resucitó de entre los muertos por la gloria del Padre, así nosotros somos resucitados simbolicamente para andar en una nueva vida y no servir más al pecado, y así poder servir a Dios por medio de Cristo Jesús. Hemos sido justificados del pecado cuando hemos muerto junto con Cristo en la cruz por eso dice la escritura: " EL QUE HA MUERTO HA SIDO JUSTIFICADO DEL PECADO", así obteniendo la justicia de Dios por medio de su Hijo.


Romanos 6 :4-11

Porque somos sepultados juntamente con él para muerte por el bautismo, a fin de que como Cristo resucitó de los muertos por la gloria del Padre, así también nosotros andemos en vida nueva. Porque si fuimos plantados juntamente con él en la semejanza de su muerte, así también lo seremos en la de su resurrección; sabiendo esto, que nuestro viejo hombre fue crucificado juntamente con él, para que el cuerpo del pecado sea destruido, a fin de que no sirvamos más al pecado. Porque el que ha muerto, ha sido justificado del pecado. Y si morimos con Cristo, creemos que también viviremos con él; sabiendo que Cristo, habiendo resucitado de los muertos, ya no muere; la muerte no se enseñorea más de él. Porque en cuanto murió, al pecado murió una vez por todas; mas en cuanto vive, para Dios vive. Así también vosotros consideraos muertos al pecado, pero vivos para Dios en Cristo Jesús, Señor nuestro.


CREYENTES JUSTIFICADOS POR LA FÉ

"Justificados, pues, por la fe, tenemos paz para con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo;" ( Romanos 5:1 )

Y que nadie es justificado ante Dios por la ley es evidente, porque EL JUSTO VIVIRA POR LA FE. (Gálatas 3:11)

Porque no me avergüenzo del evangelio, pues es el poder de Dios para la salvación de todo el que cree; del judío primeramente y también del griego. Porque en el evangelio la justicia de Dios se revela por fe y para fe; como está escrito: MAS EL JUSTO POR LA FE VIVIRA. (Romanos 1:16-17)

Mas mi justo vivirá por la fe; y si retrocede, mi alma no se complacera en él. (Hebreos 10:38)

- Solo podemos adquirir la justicia de Dios por medio de su Hijo Jesucristo, está justicia que adquirimos es un regalo de Dios para nosotros. Es imposible para el hombre adquirir su propia justicia porque todos hemos pecado y estamos destituidos de la gloria de Dios, si fuese por obras de la ley , ningún humano sería justificado ante Dios, por eso somos justificados gratuitamente por su gracia y no por nuestras obras. La teoria la de watchtower que las otras ovejas debén ser probadas dos veces no se sostiene con la escritura, porque nuestra justicia nunca será suficiente para ganar la salvación.
 
Romanos 3:19-24

Ahora bien, sabemos que cuanto dice la ley, lo dice a los que están bajo la ley, para que toda boca se calle y todo el mundo sea hecho responsable ante Dios; porque por las obras de la ley ningún ser humano será justificado delante de El; pues por medio de la ley viene el conocimiento del pecado. Pero ahora, aparte de la ley, se ha manifestado la justicia de Dios, testificada por la ley y por los profetas; la justicia de Dios por medio de la fe en Jesucristo, para todos los que creen en él. Porque no hay diferencia, por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios, siendo justificados gratuitamente por su gracia, mediante la redención que es en Cristo Jesús.

Gálatas 2:16

Sin embargo, sabiendo que el hombre no es justificado por las obras de la ley, sino mediante la fe en Cristo Jesús, también nosotros hemos creído en Cristo Jesús, para que seamos justificados por la fe en Cristo, y no por las obras de la ley; puesto que por las obras de la ley nadie será justificado.

Porque si es la salvación por obras y adquirimos la justicia por medio de las obras, entonces no erá necesario que Cristo murierá por nosotros, recordemos que somos salvos es por la gracia de Dios y la justicia que proviene de Dios por medio de su Hijo.

Gálatas 2:21

No desecho la gracia de Dios; pues si por la ley fuese la justicia, entonces por demás murió Cristo.

JUSTIFICACIÓN POR MEDIO DE LAS OBRAS DE LA LEY, PROCURANDO ESTABLECER LA JUSTICIA CON SUS PROPIOS MEDIOS: FARISEOS Y ESCRIBAS CONTRA LOS JUSTOS Y LIMPIOS DE CORAZÓN.

Los escribas y fariseos, quienes pensaban que eran justos debido a la rigurosa preocupación que daban a asuntos externos, y además mirabán a los demás como nada, se equivocarón totalmente porque para Dios solo erán: "Serpientes, prole de víboras", rechazando así a su Hijo que era el único medio para poder adquirir la justicia de Dios, por esto el Señor les dijo: "Como escaparéis de la condenación". Los bendecidos no erán los fariseos ni lo escribas, sino los ‘pobres de espíritu’, ‘los que lloran’, ‘los mansos’, ‘los que tienen hambre y sed de justicia’, ‘los misericordiosos’, ‘los de limpio corazón’, ‘los pacificadores’ y ‘los que padecen persecución por causa de la justicia’; es decir por causa de su relación con Jesús.


Mateos 5:6, 10-12

Bienaventurados los que tienen hambre y sed de justicia, pues ellos serán saciados.....
Bienaventurados los que padecen persecución por causa de la justicia, porque de ellos es el reino de los cielos. Bienaventurados sois cuando por mi causa os vituperen y os persigan, y digan toda clase de mal contra vosotros, mintiendo. Gozaos y alegraos, porque vuestro galardón es grande en los cielos; porque así persiguieron a los profetas que fueron antes de vosotros.

Mateo 23: 28-35

"Así también vosotros por fuera, a la verdad. Os mostráis justos a los hombres, pero por dentro estáis llenos de hipocresía e iniquidad. ¡Ay de vosotros, escribas y fariseos, hipócritas! Porque edificáis los sepulcros de los profetas, y adornáis los monumentos de los justos, y decís: Si hubiésemos vivido en los días de nuestros padres, no hubiéramos sido sus cómplices en la sangre de los profetas. Así que dais testimonio contra vosotros mismos, de que sois hijos de aquellos que mataron a los profetas. ¡Vosotros también llenad la medida de vuestros padres! ¡Serpientes, generación de víboras! ¿Cómo escaparéis de la condenación del infierno? Por tanto, he aquí yo os envío profetas y sabios y escribas; y de ellos, a unos mataréis y crucificareis, y a otros azotaréis en vuestras sinagogas, y perseguiréis de ciudad en ciudad; para que venga sobre vosotros toda la sangre justa que se ha derramado sobre la tierra, desde la sangre de Abel el justo hasta la sangre de Zacarías hijo de Berequías, a quien matasteis entre el templo y el altar

- Jesús enseñó que la justicia verdadera, no es la que el hombre considera como tal en relación con su apariencia externa y la manera como tratamos de justificarnos delante de los hombres, Dios conoce nuestros corazones y lo que para los hombres es justo, para Dios es abominable.

Lucas 16:15

"Entonces les dijo: Vosotros sois los que os justificáis a vosotros mismos delante de los hombres; mas Dios conoce vuestros corazones; porque lo que los hombres tienen por sublime, delante de Dios es abominable"

- La autoridad de Cristo fué puesta en duda por muchos escribas y fariseos, pero los recaudadores de impuestos, las rameras tuvierón la oportunidad de entrar en el Reino de Dios porque aceptarón y creyerón en el Hijo de Dios y su justicia. Estás personas sabián que su propia justicia y sus obras nunca serián suficientes para alcanzar la salvación, por está razón necesitabán del Salvador: Cristo Jesús.

Mateos 21:31-32

¿Cuál de los dos hizo la voluntad del padre? Ellos dijeron: El primero. Jesús les dijo: En verdad os digo que los recaudadores de impuestos y las rameras entran en el reino de Dios antes que vosotros. Porque Juan vino a vosotros en camino de justicia y no le creísteis, pero los recaudadores de impuestos y las rameras le creyeron; y vosotros, viendo esto, ni siquiera os arrepentisteis después para creerle.

- El Hijo de Dios dijo que no había venido a salvar a justos sino a pecadores, los justos creián que estabán muy sanos y no necesitabán de la justicia de Cristo, pero los pecadores sabián que la única manera de ser salvos era si lo aceptabán y creián en Èl y sus palabras.

Lucas 5:31-32

Respondiendo Jesús, les dijo: Los sanos no tienen necesidad de médico, sino los que están enfermos. No he venido a llamar a justos, sino a pecadores al arrepentimiento.

 
LA LÓGICA DE LA IMPUTACIÓN DE LA JUSTICIA DE CRISTO. PARALELISMO ENTRE ADÁN Y CRISTO.

En Romanos 15 en el verso 18 y 19 queda especialmente evidenciada la lógica de la imputación de la justicia de Cristo a los pecadores. Así como en Adán todos somos pecadores, por la obediencia de Cristo, se nos imputa su justicia y de está manera llegamos a ser justos a los ojos de Dios, recibiendo la abundacia de la gracia y el don de la justicia.

Romanos 5:12, 14, 16- 21

"12 Por tanto, como el pecado entró en el mundo por un hombre, y por el pecado la muerte, así la muerte pasó a todos los hombres, por cuanto todos pecaron. 14 No obstante, reinó la muerte desde Adán hasta Moisés, aun en los que no pecaron a la manera de la transgresión de Adán, el cual es figura del que había de venir.
16 Tampoco sucede con el don como con lo que vino por medio de aquel que pecó; porque ciertamente el juicio surgió a causa de una transgresión, resultando en condenación; pero la dádiva surgió a causa de muchas transgresiones resultando en justificación. Porque si por la transgresión de uno, por éste reinó la muerte, mucho más reinarán en vida por medio de uno, Jesucristo, los que reciben la abundancia de la gracia y del don de la justicia. 18 Así que, como por la transgresión de uno vino la condenación a todos los hombres, de la misma manera por la justicia de uno vino a todos los hombres la justificación de vida. Porque así como por la desobediencia de un hombre los muchos fueron constituidos pecadores, así también por la obediencia de uno, los muchos serán constituidos justos. Pero la ley se introdujo para que el pecado abundase; mas cuando el pecado abundó, sobreabundó la gracia; para que así como el pecado reinó para muerte, así también la gracia reine por la justicia para vida eterna mediante Jesucristo, Señor nuestro."

 
LA JUSTICIA DE DIOS ES ALCANZADA A LOS GENTILES . (Ver tema: Quienes son las otras ovejas 25-02-15)

Dios hizo un pacto con Abraham, él creyo por está razón su fe le fue contada como justicia. Dios había prometido a Abraham lo siguiente: En tí serán benditas todas las naciones, de modo que todos los que son de la fe son bendecidos como el creyente Abraham, por está razón Dios pudo justificar a los gentiles por la fe en el Hijo de Dios. Todas las personas que dependén de las obras de la ley están bajo maldición porque está escrito: Maldito todo aquel que no permanecierá en todas las cosas escritas en el libro de la ley, para hacerlas, porque por la ley ninguno se justifica para con Dios, es evidente, porque: El justo por la fe vivirá.

Gálatas 3:6-11

Así Abraham creyó a Dios, y le fue contado por justicia. Sabed, por tanto, que los que son de fe, éstos son hijos de Abraham. Y la Escritura, previendo que Dios había de justificar por la fe a los gentiles, dio de antemano la buena nueva a Abraham, diciendo: En ti serán benditas todas las naciones. De modo que los de la fe son bendecidos con el creyente Abraham.

Los gentiles ( las otras ovejas) alcanzarón la justicia por fé en el Hijo de Dios, más los judios que ibán trás la justica de la ley por medio de obras no la alcanzarón y tropezarón porque rechazarón la "Piedra de tropiezo" y está Piedra era Cristo, por está razón la persona que creé en ÈL y lo hace su único Señor y Salvador puede llegar al Padre y adquirir la justicia de Dios por medio de Èl.

Romanos 9:30-33

¿Qué, pues, diremos? Que los gentiles, que no iban tras la justicia, han alcanzado la justicia, es decir, la justicia que es por fe; mas Israel, que iba tras una ley de justicia, no la alcanzó. ¿Por qué? Porque iban tras ella no por fe, sino como por obras de la ley, pues tropezaron en la piedra de tropiezo, como está escrito: He aquí pongo en Sion piedra de tropiezo y roca de caída; Y el que creyere en él, no será avergonzado.
 
JUSTIFICADOS POR LA FÉ (ROMANOS) O POR LAS OBRAS ( SANTIAGO) ?
Romanos:
3:2: "ya que por las obras de la ley ningún ser humano será justificado delante de él…"

4:3: "Porque ¿qué dice la Escritura? Creyó Abraham a Dios, y le fue contado por justicia".

4:5: "mas al que no obra, sino cree en aquel que justifica al impío, su fe le es contada por justicia".


Santiago 2:14-18,24

Hermanos míos, ¿de qué aprovechará si alguno dice que tiene fe, y no tiene obras? ¿Podrá la fe salvarle? Y si un hermano o una hermana están desnudos, y tienen necesidad del mantenimiento de cada día, y alguno de vosotros les dice: Id en paz, calentaos y saciaos, pero no les dais las cosas que son necesarias para el cuerpo, ¿de qué aprovecha? Así también la fe, si no tiene obras, es muerta en sí misma. Pero alguno dirá: Tú tienes fe, y yo tengo obras. Muéstrame tu fe sin tus obras, y yo te mostraré mi fe por mis obras...."Vosotros veis, pues, que el hombre es justificado por las obras, y no solamente por la fe".


Entonces: ¿Somos justificados por la sola fe o por las obras? Existe contradicción entre Santiago y Pablo? La repuesta es no, lo que Santiago esta diciendo es que el creer verdaderamente en la justificación delante de Dios y la regeneración en el nuevo creyente resultará en buenas obras. Santiago desde el versículo 14 esta hablando acerca del tema de una fe muerta, que está sin vida, sin acción, y obras, es decir es una fe vacia que no produce frutos. Esta fe no es muy diferente de la fe de los demonios: "Tú crees que Dios es uno; bien haces. También los demonios creen, y tiemblan." (v. 19). Finalmente, él da ejemplos de cómo vivir la fe, la cual es, de palabras seguida de acciones. Él escribe de Abraham y Rahab como ejemplos de personas que demostraron la fe de ellos por sus hechos. Pronto, Santiago se encuentra examinando dos clases de fe: una que lleva a obras piadosas y una que no. Una es verdadera, la otra es falsa; una es muerta, la otra, viva; aún así: "¿Mas quieres saber, hombre vano, que la fe sin obras es muerta?" (Stg 2:20).

Note también que Santiago menciona el mismo versículo que Pablo usa para sostener la enseñanza de la justificación por fe en Romanos 4:3.  En Santiago 2:23, dice: "Y se cumplió la Escritura que dice: Abraham creyó a Dios, y le fue contado por justicia, y fue llamado amigo de Dios." Si Santiago estaba tratando de enseñar una doctrina contradictoria de fe y obras, diferente a la de otros escritores del Nuevo Testamento, entonces, no hubiera usado a Abraham como un ejemplo..... También hay que notar que Santiago 2: (v. 10) dice: "Porque cualquiera que guardare toda la ley, pero ofendiere en un punto, se hace culpable de todos", si él realmente se estaba refiriendo a que nosotros podriamos ganar la justicia y salvación a través de obras no hubiese usado esta expresión anterior, porque con solo tropezar en un punto nos hacemos culpables de todo, y es imposible para el hombre imperfecto no tropezar porque todos tropezamos de una u otra manera, por eso el Hijo de Dios tuvo que venir para darnos su justicia como regalo gratuito para todo la persona que tiene fe y lo reciba como su Señor y Salvador y esta fé al final resulte como consecuencia en buenos frutos, así como dijo nuestro Señor que todo arbol bueno produce buenos frutos y todo arbol malo produce frutos inservibles.
 

SALVOS POR GRACIA POR MEDIO DE LA FE

- Por lo tanto, somos justificados por la fe. Esto es, somos hechos justos a los ojos de Dios por la fe como se demuestra ampliamente en Romanos. Sin embargo, esa fe, si es verdadera, resultará en obras, somos justificados y salvos por la gracia de Dios no por obras para que nadie se gloríe.

Efesios 2:8-10:
"Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios;  no por obras, para que nadie se gloríe. Porque somos hechura suya, creados en Cristo Jesús para buenas obras, las cuales Dios preparó de antemano para que anduviésemos en ellas".
 
PARA EL APÓSTOL PABLO SU ÚNICO DESEO ERA CONOCER LA JUSTICIA DE DIOS POR MEDIO DE LA FE EN CRISTO.

a- Por está razón el apóstol Pablo consideraba un montón de basura todo lo que había tenido y hecho en su vida pasada, el apóstol Pablo sabía que la justicia de Dios no se adquiere por medio de obras de ley sino por la fé en Cristo, por está razón el dijo: Cuando fui a vosotros, hermanos, proclamándoos el testimonio de Dios, no fui con superioridad de palabra o de sabiduría, pues nada me propuse saber entre vosotros, excepto a Jesucristo, y éste crucificado. ( 1 de Corintios 2:1-2)


Filipenses 3:8- 10

Y aún más, yo estimo como pérdida todas las cosas en vista del incomparable valor de conocer a Cristo Jesús, mi Señor, por quien lo he perdido todo, y lo considero como basura a fin de ganar a Cristo, y ser hallado en El, no teniendo mi propia justicia derivada de la ley, sino la que es por la fe en Cristo, la justicia que procede de Dios sobre la base de la fe, y conocerle a El, el poder de su resurrección y la participación en sus padecimientos, llegando a ser como El en su muerte,…

b- Para el apóstol Pablo el mensaje principal de su predicación fué el Cristo crucificado quien es poder y sabiduría de Dios, porque solo a través del nuevo pacto que es la sangre derramada de Cristo para el perdón de nuestros pecados, podemos adquirir la justicia de Dios. Y este es el mensaje que se predica en este blog.

c- Las buenas nuevas del evangelio según el apóstol Pablo es que la salvación por la gracia se ofrece a todos los hombres por medio de la justicia y misericordia de Dios a través de la muerte y resurrección de su Hijo, para que los hombres pueden ser perdonados de sus pecados y ser considerados rectos y justos a los ojos de Dios.

1 de Corintios 1:28-24

Porque para los que se pierden, el mensaje de la cruz es locura; pero para nosotros que somos salvos, es poder de Dios. 19 Porque está escrito: Destruiré la sabiduría de los sabios, y desecharé el entendimiento de los entendidos. ¿Dónde está el sabio? ¿Dónde el escriba? ¿Dónde el disputador de esta edad presente? ¿No es cierto que Dios ha transformado en locura la sabiduría de este mundo? Puesto que en la sabiduría de Dios, el mundo no ha conocido a Dios mediante la sabiduría, a Dios le pareció bien salvar a los creyentes por la locura de la predicación. Porque los judíos piden señales, y los griegos buscan sabiduría; pero nosotros predicamos a Cristo crucificado: para los judíos tropezadero, y para los gentiles locura. Pero para los llamados, tanto judíos como griegos, Cristo es el poder de Dios y la sabiduría de Dios. Porque lo necio de Dios es más sabio que los hombres, y lo débil de Dios es más fuerte que los hombres.

d- El apóstol Pablo nos aconseja que nos mantegamos puros y con frutos de justicia que es solo por medio de Jesucristo, y así le demos la gloria y alabanza que nuestro Padre celestial se merece, y así cuando Cristo venga podamos estar de pie ante Èl.

Filipenses 1:10-11

A fin de que escojáis lo mejor, para que seáis puros e irreprensibles para el día de Cristo; llenos del fruto de justicia que es por medio de Jesucristo, para la gloria y alabanza de Dios.

e- Debemos vestirnos del nuevo hombre, este hombre nuevo creado es a través de la justicia de Dios por medio de su Hijo y solo podemos adquirir la victoria y vencer al mundo por medio de nuestra fé, no hay otra manera de vencer al mundo.
Y vestíos del nuevo hombre, creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad. ( Efesios 4:24)
Porque todo lo que es nacido de Dios vence al mundo; y esta es la victoria que ha vencido al mundo: nuestra fe. ( 1 de Juan 5:4)

- Todo el que practica la justicia es justo así como Dios es justo, pero recordemos que está justicia proviene de Dios y no de nosotros. Dios es nuestro Padre que nos enseña, nos corrige nos dirige a través de su Hijo e Espíritu Santo. El Hijo de Dios es justo y los apóstoles fuerón testigos de la justicia de Cristo, justicia que solo podemos adquirirla a través de Ellos.
Hijos míos, que nadie os engañe; el que practica la justicia es justo, así como El es justo. ( 1 de Juan 3:7)
"Hijitos míos, estas cosas os escribo para que no pequéis; y si alguno hubiere pecado, abogado tenemos para con el Padre, a Jesucristo el justo" (1ª Juan 2:1).
- Solo vestidos con la coraza de la justicia ( Que proviene de Dios por medio de su Hijo), el evangelio de la paz, el escudo de la fé podemos apagar los dardos del maligno.

Efesios 6:14-17

Estad, pues, firmes, ceñidos vuestros lomos con la verdad, y vestidos con la coraza de justicia, y calzados los pies con el apresto del evangelio de la paz. Sobre todo, tomad el escudo de la fe, con que podáis apagar todos los dardos de fuego del maligno. Y tomad el yelmo de la salvación, y la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios;

- El verdadero tesoro para encontrar a Dios es buscando su reino y su justicia, esta justicia es un regalo que procede de Dios por medio de su Hijo hacia nosotros y no es la justicia que procede de nuestras obras y de nuestros propios méritos.

Mateos 6:32-34

Porque los gentiles buscan ansiosamente todas estas cosas; que vuestro Padre celestial sabe que necesitáis de todas estas cosas. Pero buscad primero su reino y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas. Por tanto, no os preocupéis por el día de mañana; porque el día de mañana se cuidará de sí mismo. Bástele a cada día sus propios problemas.


- Hermanos entonces qué, porque somos justificados y salvos delante de Dios por fé vivendo así bajo la gracia de Dios, entonces pecaremos y nos haremos esclavos del pecado de ninguna manera,porque nosotros los creyentes no somos esclavos del pecado ni de los hombres sino esclavos de Cristo,porque hemos sido comprados por precio como mismo el apóstol Pablo lo confirmo.

Romanos 6:15-16

¿Entonces qué? ¿Pecaremos porque no estamos bajo la ley, sino bajo la gracia? ¡De ningún modo! ¿No sabéis que cuando os presentáis a alguno como esclavos para obedecerle, sois esclavos de aquel a quien obedecéis, ya sea del pecado para muerte, o de la obediencia para justicia?

1 de Corintios 7:21-23

¿Fuiste llamado siendo esclavo? No te preocupes; aunque si puedes obtener tu libertad, prefiérelo. Porque el que fue llamado por el Señor siendo esclavo, liberto es del Señor; de la misma manera, el que fue llamado siendo libre, esclavo es de Cristo. Comprados fuisteis por precio; no os hagáis esclavos de los hombres.…

- Por último cuando nuestros hermanos dicen: Que hermanita o que hermanito tan espiritual, porque predica y participa en el salón del reino, esto no se sostiene bíblicamente. Si alguien se considera justo y piensa que no peca y puede ser justificado ante Dios por sus propias obras, entonces debe recordar lo que dice nuestro Señor Jesucristo: El que de vosotros esté sin pecado, arroje la primera piedra. (Juan 8:7)


Contribuido

Martha (Frontera con Alemania)