sábado, 16 de mayo de 2015

Jesucristo, el principio de la creación de Dios (Apocalipsis 3:14)



Este texto ha sido muy controversial para los traductores de la biblia y para todos los comentaristas bíblicos , debido a que en castellano se lee claramente que Jesús tuvo principio, o está sobre la creación,  o es el principal sobre la creación de Dios.

Ya hace unos 150 años el maestro Albert Barnes escribía al respecto:
“El principio de la creación de Dios - Esta expresión es muy importante en lo que se refiere al rango y la dignidad del Salvador, y, como todas las expresiones similares respecto al él, su significado ha sido muy controvertido. La frase se utiliza aquí es susceptible, adecuadamente, de sólo una de las siguientes significaciones, a saber, ya sea:

(A) que él era el principio de la creación, en el sentido de que él hizo el universo para comenzar a existir - es decir, que él era el autor de todas las cosas; o.
(B) que él era el primer ser creado; o.
(C) que tiene la primacía sobre todos, y está a la cabeza del universo.

…En cuanto a las tres significaciones sugeridas anteriormente, se puede observar, que La palabra se refiere propiamente a la "apertura" de una cosa, no su "autoría", y denota primacía adecuadamente en el tiempo, y la primacía de rango, pero no la primacía en el sentido de causar cualquier cosa para existir. Las dos ideas que se ejecutan a través de la palabra, ya que se utiliza en el Nuevo Testamento son los que acaban sugeridos. En el primer caso - la primacía en cuanto a tiempo - es decir correctamente el inicio de una cosa, ver los siguientes pasajes donde ocurre la palabra: Mat_19: 4, Mat_19: 8; Mat_24: 8, Mat_24: 21; Mar_1: 1; Mar_10: 6; Mar_13: 8, Mar_13: 19; Luk_1: 2; Joh_1: 1-2; Joh_2: 11; Joh_6: 64; Joh_8: 25, Joh_8: 44; Joh_15: 27; Joh_16: 4; Act_11: 15; 1Jo_1: 1; 1Jo_2: 7, 1Jo_2: 13-14, 1Jo_2: 24; 1Jo_3: 8, 1Jo_3: 11; 2Jo_1: 5-6. Para esta última significación, primacía de rango o autoridad, consulte los siguientes sitios: Luk_12: 11; Luk_20: 20; Rom_8: 38; 1Co_15: 24; Eph_1: 21; Eph_3: 10; Eph_6: 12; Col_1: 16, Col_1: 18; Col_2: 10, Col_2: 15; Tit_3: 1. La palabra no es, por lo tanto, en el sentido de la autoría, ya que denota que uno es el comienzo de algo en el sentido de que él causó que tuviera una existencia. En cuanto a la segunda de las significaciones sugirió, que significa que él fue el primero en ser creado, se puede observar:

(A) que este no es un significado preciso de la frase, ya que nadie puede demostrar que este es el único significado propio que podría darse a las palabras, y por lo tanto la frase no puede aducirse para probar que él mismo es un ser creado . Si se demostrara de otras fuentes que Cristo era, de hecho, un ser creado, y la primera que Dios había hecho, no puede negarse que esta lengua sería apropiado expresar ese hecho. Pero no se puede hacer fuera de la mera utilización de la lengua aquí; y como el lenguaje es susceptible de otras interpretaciones, no puede emplearse para demostrar que Cristo es un ser creado.
(B) Tal interpretación estaría en contradicción con todos los pasajes que hablan de él como increado y eterno; que atribuyen divina le atribuye; que hablan de él como él mismo el Creador de todas las cosas. Comparar Joh_1: 1-3; Col_1: 16; Heb_1: 2, Heb_1: 6, Heb_1: 8, Heb_1: 10-12. La tercera significación, por lo tanto, sigue siendo, que es "el principio de la creación de Dios", en el sentido de que él es el jefe o príncipe de la creación; es decir, que él preside la medida en que los efectos de la redención son para llevar a cabo, y la medida en que es necesaria para esos fines. Esto es: 

 (1) de acuerdo con el significado de la palabra, Luk_12: 11; Luk_20: 20, et al. ut supra; y,

(2) de acuerdo con las declaraciones uniformes respetando el Redentor, que "todo el poder se le dio autoridad en el cielo y en la tierra" Mat_28: 18; que Dios ha "le ha dado potestad sobre toda carne" Joh_17: 2; que todas las cosas están "puestos bajo sus pies" los. Joh_2: 8; 1Co_15: 27); que es exaltado sobre todas las cosas, Eph_1: 20-22. Tener este rango, que era adecuado que debía hablar con autoridad a la iglesia de Laodicea.

En realidad lo que Barnes nos dice, que allí dice que fue creado al principio, pero que por lo que entiende en otra parte de la biblia, ello no es posible.
Hace unos 20 años Roberto Hanna expone
R759 El género másculino se usa con μήν porque se refiere a Jesús (comp. 1Co_14:16).
                        T210 Es debatible si el genitivo que aparece en ρχ τς κτίσεως se usa como un genitivo partitivo, con el significado: entre, o si la regla que se debe aplicar no es más bien la de supremacía: sobre (comp. Col. 1:15). [Editor. En este contexto, parece que el sustantivo ρχή tiene la idea de preeminencia; comp. Col. 1:14-20, un pasaje que hubiera sido muy conocido para la iglesia de Laodicea.]

Hanna honestamente reconoce que se puede decir que Cristo pertenece a la creación de Dios, pero el editor, mismo que no cuenta con los conocimientos al mismo nivel se apresura a dar su opinión, en base a lo que supone.  Sin embargo uno de los significados  la palabra usada en Apocalipsis 3:14 es según Vine

arque (ρχή, G746) , comienzo, principio (su sentido usual), primero en tiempo, orden o lugar. Se utiliza para denotar las extremidades o puntas de un lienzo (Hec_10:11 ; Hec_11:5 : «cuatro puntas»; rv : «cabos»); véanse PRINCIPADO, PRINCIPIO, y también DIGNIDAD, DOMINIO, GOBERNANTE, MAGISTRADO, PODER, RUDIMENTO.

Sin embargo analicemos otros textos que nos hablan de la creación y como intervino nuestro Señor Jesucristo.
Al principio existía la Palabra, y la Palabra estaba junto a Dios, y la Palabra era Dios. Al principio estaba junto a Dios. Todas las cosas fueron hechas por medio de la Palabra y sin ella no se hizo nada de todo lo que existe. (Juan 1:1-3)

Respecto a este texto Wiliam Barclay en su Comentario del Nuevo Testamento Edición 1995 nos comenta

El principio de evangelio de Juan tiene tal importancia y profundidad de sentido que debemos estudiarlo casi versículo por versículo. La gran idea de Juan es que Jesús no es sino la Palabra creadora, vivificadora e iluminadora de Dios, y la Razón de Dios que sostiene el mundo, que ha venido a la Tierra en forma humana y corporal.
Aquí, al principio, Juan dice tres cosas acerca de la Palabra, es decir, acerca de Jesús.
(i) La Palabra ya estaba allí en el mismo principio de todas las cosas. Juan se remonta con el pensamiento al primer versículo de la Biblia: " En el principio creó Dios los cielos y la Tierra" (Gen_1:1 ). Lo que Juan nos está diciendo es esto: La Palabra no es una de las cosas creadas; la Palabra ya existía cuando empezó la creación; la Palabra no es una parte del mundo que empezó a existir en un tiempo; la Palabra es parte de la eternidad y estaba con Dios antes que empezaran el tiempo y el universo. Juan está pensando en lo que se conoce como la preexistencia de Cristo.
En muchos sentidos esta idea de la preexistencia es muy difícil, si no imposible, de captar. Pero representa algo muy sencillo, muy práctico y muy tremendo. Si la Palabra estaba con Dios antes que empezara el tiempo, si la Palabra es parte del esquema eterno de las cosas, esto quiere decir que Dios ha sido siempre como Jesús. Algunas veces se ha pensado que Dios era severo y vengativo; y que lo que hizo Jesús cambió la ira de Dios en amor y alteró Su actitud hacia la humanidad. El Nuevo Testamento no sabe nada de esa idea. Lo que todo el Nuevo Testamento nos dice, y especialmente este pasaje de Juan, es que Dios ha sido siempre como Jesús. Lo que hizo Jesús fue abrir una ventana en el tiempo para que pudiéramos ver el amor eterno e inalterable de Dios.
Entonces podríamos muy bien preguntarnos: «¿Y qué pasa con algunas de las cosas que leemos en el Antiguo Testamento? ¿Qué de los pasajes en los que se dice que Dios mandó arrasar ciudades enteras y matar a hombres, mujeres y niños? ¿Qué de la ira, y de los celos de Dios de los que leemos a veces en las partes más antiguas de la Escritura? La respuesta es: No es Dios el que ha cambiado, sino nuestro conocimiento de Dios. Esas cosas se escribieron porque entonces no se tenía un conocimiento mejor; hasta ahí habían llegado en su conocimiento de Dios.
Cuando un niño está estudiando una asignatura tiene que ir aprendiéndola por etapas. No empieza por el conocimiento total, sino por lo que puede comprender, y de ahí va pasando a más. Cuando empieza con la apreciación de la música, lo primero que le dan a escuchar no es un preludio o una fuga de Bach, sino algo mucho más sencillo; y luego va comprendiendo más por etapas. Así sucedía con los hombres y Dios. Sólo en parte podían captar y entender la naturaleza de Dios y Sus caminos. Fue sólo cuando vino Jesús cuando vieron total y perfectamente cómo ha sido Dios siempre.
Se cuenta que una chiquilla tuvo que enfrentarse una vez con algunos de los pasajes más sangrientos y salvajes del Antiguo Testamento, y comentó: "¡Pero todo eso pasó antes de que Dios se hiciera cristiano!» Si podemos decirlo así con toda reverencia, cuando Juan dice que la Palabra siempre estuvo allí, está diciendo que Dios siempre ha sido cristiano. Nos está diciendo que Dios siempre ha sido, y es, y será como Jesús. Pero la humanidad no lo podía saber ni se podía dar cuenta hasta que vino Jesús.
(ii) Juan sigue diciendo que la Palabra estaba con Dios. ¿Qué quería decir con eso? Quería decir que siempre ha habido la más estrecha conexión entre la Palabra y Dios. Vamos a decirlo de una manera más sencilla: Siempre ha habido la más íntima conexión entre Jesús y Dios. Eso quiere decir que nadie nos puede decir cómo es Dios, cuál es la voluntad de Dios para nosotros, cómo son el amor y el corazón y la Mente de Dios nada más que Jesús.
Vamos a poner un ejemplo humano sencillo. Si de veras queremos saber lo que una persona piensa y siente sobre algo, y no tenemos acceso a ella, no vamos a alguien que no es más que un conocido lejano suyo o que hace poco que la conoce, sino a uno que sabemos que es su amigo íntimo de muchos años. Ese será capaz de interpretarnos de veras la mente y el corazón de la otra persona.
Algo así es lo que Juan nos está diciendo de Jesús. Nos está diciendo que Jesús ha estado siempre con Dios. Vamos a usar el lenguaje humano, porque es el único que podemos usar. Juan está diciendo que Jesús tiene tal intimidad con Dios que Dios no tiene secretos con Él; y que, por tanto, Jesús es la única Persona en todo el universo que nos puede revelar cómo es Dios y lo que siente acerca de nosotros.
(iii) Por último, Juan nos dice que la Palabra era Dios. Este es un dicho difícil de entender para nosotros; y es difícil porque el griego, la lengua en que escribió Juan, tiene una manera de decir las cosas que es diferente del español. Cuando se usa un nombre en griego, casi siempre se le antepone el artículo determinado. La palabra para Dios es theós, y el artículo determinado correspondiente es ho. Cuando se habla de Dios en griego, no se usa solamente theós, sino ho theós. Ahora bien, cuando no se usa el artículo determinado con un nombre, ese nombre se usa como adjetivo. Juan no dijo que la Palabra era ho theós, lo que habría querido decir que la Palabra era el mismo que Dios. Dijo que la Palabra era theós -sin artículo definido, lo que quiere decir que la Palabra era, podríamos decir, del mismo carácter y cualidad y esencia y ser que Dios. Cuando Juan dijo que la Palabra era Dios, no estaba diciendo que Jesús es el mismo que Dios, sino que Jesús es lo mismo que Dios. De dos personas íntimamente compenetradas se dice que piensan y sienten lo mismo de tal manera que, si se conoce a una, es como si se conociera á la otra. Jesús está tan íntima y totalmente identificado con Dios en pensamientos, sentimientos y carácter que, conociéndole a El, conocemos perfectamente a Dios.
Así pues, al principio mismo de su evangelio Juan asegura que en Jesús, y sólo en Él, se ha revelado perfectamente a la humanidad todo lo que Dios ha sido siempre y siempre será, y todo lo que siente sobre los hombres y desea para ellos.

Respecto a esto ultimo Vincent's Word Studies Marvin R. Vincent, D.D.
Baldwin Professor of Sacred Literature in Union Theological Seminary New York.

 En el orden griego, y Dios era el Verbo, que es seguido por anglosajona, Wyc., Y Tynd. Pero θες, Dios, es el predicado y no el sujeto de la proposición. El tema debe ser la Palabra; para Juan no está tratando de demostrar quién es Dios, sino que es la Palabra. Observe que Θες es sin el artículo, que no podría haber sido omitida si él había significado para designar la palabra como Dios; porque, en ese caso, Θες habría sido ambigua; tal vez un Dios. Por otra parte, si hubiera dicho que Dios era el Verbo, se habría contradicho su declaración anterior en la que se había distinguido (hipostáticamente) Dios de la palabra, y λόγος (Logos) sería, además, haber significado solamente un atributo de Dios. El predicado se coloca enfáticamente en la proposición antes de que el sujeto, a causa de los avances del pensamiento; siendo esta la tercera y la más alta afirmación respetando la Palabra - el clímax de las dos proposiciones anteriores. La palabra de Dios, que se utiliza atributivamente, mantiene la distinción personal entre Dios y la Palabra, pero hace que la unidad de la esencia y la naturaleza para seguir la distinción de persona, y atribuye a la Palabra todos los atributos de la esencia divina. "Hay algo majestuoso en la forma en que la descripción del Logos, en los tres breves pero grandes proposiciones de Joh_1: 1, se desdobla con el aumento de la plenitud" (Meyer).


WORD PICTURES IN THE NEW TESTAMENT  by Archibald Thomas Robertson nos comenta

Y el Verbo era Dios (kai theos en ho logos). Por lenguaje exacto y cuidadoso Juan  negó Sabelianismo (Que dios se manifestó como Padre en la creación, hijo en la encarnación y espíritu en el pentecostés)  por no decir ho theos en ho logos. Eso significaría que todos lo de Dios se expresó en ho logos y los términos serían intercambiables, cada uno con el artículo. El tema se dejó en claro por el artículo (ho logos) y el predicado sin ella (theos) al igual que en Juan 4: 24 pneuma ho theos sólo puede significar "Dios es espíritu", no "el espíritu es Dios." Así que en 1Juan 4: 16 ho theos Agape estin sólo puede significar "Dios es amor", no "el amor es Dios" como el llamado científico cristiano confusamente decir. Para el artículo con el predicado ver Robertson, Gramática, pp. 767F. Así que en Juan 1: 14 ho Logos sarx, "la Palabra se hizo carne", no "la carne se convirtió en la Palabra." Luther sostiene que aquí Juan dispone del arrianismo también porque el Logos era eternamente Dios, la comunión del Padre y del Hijo, lo llamó Orígenes la generación eterna del Hijo (cada uno necesario para el otro). Así, en la Trinidad vemos comunión personal en una igualdad.

A íi me queda la reflexión de la palabra ser, está en pasado, el texto dice era Dios, no es (presente) Dios, por lo cual se habla de titulo si no de un calificativo al llamarle era dios.
En conclusión Jesús ya estaba en el principio de la creación de todo lo espiritual o material, por lo que no forma parte de lo que la biblia llama la creación, la biblia no dice directamente que fuera creado, sim embargo Apocalipsis 3:14 lo infiere al incluirlo dentro del principal dentro de la creación, o el primero en ser creado. O al ser el principio de la creación de Dios sale de la estatura de mi Padre al decir que tenía principio. Lo que es lógico concluir que si tuvo principio aun antes de la creación, ya sea mediante creación o engendramiento
Así como Juan personifica La palabra el Proverbista personifica la Sabiduría:
»Dios fue quien me creó. Me formó desde el principio, desde antes de crear el mundo. Aún no había creado nada cuando me hizo nacer a mí. Nací cuando aún no había mares ni manantiales. Nací mucho antes de que Dios hiciera los cerros y las montañas, la tierra y sus paisajes. Yo vi cuando Dios puso el cielo azul sobre los mares; cuando puso las nubes en el cielo y cerró las fuentes del gran mar, cuando les ordenó a las aguas no salirse de sus límites. »Cuando Dios afirmó la tierra, yo estaba allí, a su lado, como su consejera. Mi dicha de todos los días era siempre gozar de su presencia. El mundo creado por Dios me llenaba de alegría; ¡la humanidad creada por Dios me llenaba de felicidad! »Querido jovencito, ¡escúchame bien! Dios te bendecirá si sigues mis consejos. Acepta mis enseñanzas; no las rechaces. ¡Piensa con la cabeza! Si todos los días vienes a mi casa y escuchas mis enseñanzas, Dios te bendecirá. Los que me encuentran, encuentran también la vida y reciben bendiciones de Dios; pero los que me ofenden ponen su vida en peligro; odiarme es amar la muerte». (Proverbios 8:22-36)

Se ve claramente que es una personificación la primera creación de Dios y a su vez creador de todas las  demás cosas cuando sabemos que Dios siempre ha sido Sabio.

Al  final el Padre, también es Dios de mi Señor

Haré que el vencedor sea una columna en el Templo de mi Dios, y nunca más saldrá de allí. Y sobre él escribiré el nombre de mi Dios, y el nombre de la Ciudad de mi Dios -la nueva Jerusalén que desciende del cielo y viene de Dios- y también mi nombre nuevo".  (Apocalipsis 3:12)


7 comentarios:

  1. Me alegro de volver a escucharte mi estimado hermanito y que estes mejor de salud.
    Cuando he leido el tema he pensado lo siguiente: El Senor Jesus dijo muy claramente a Felipe el que me ha visto a mi ha visto al Padre es decir que cuando nosotros vemos a nuestro Senor Jesus estamos viendo es al Padre, el decir que cuando vemos a nuestro Senor Jesus estamos viendo al ángel Miguel o a un hombre solamente perfecto impide automáticamente que veamos al Padre en el Hijo, porque automáticamente existe una barrera y eso es lo que satanás desea que veamos en el Hijo cualquier cosa menos al Padre. Aqui yo no estoy hablando como la sociedad presenta la trinidad porque ha tergiversado totalmente el concepto de la Trinidad. Por supuesto que cuando nuestro Senor Jesus oro a nuestro Padre el uno estaba en la tierra y el otro en el Cielo, lo que quiero decir es que cuando Uno está viendo al Hijo de Dios Esta viendo quien realmente es el Padre. de la misma manera el Espiritu Santo nos revela quie es el Padre, es decir que el Padre se manifiesta a través de su Hijo y el Espiritu Santo y cuando habla el Hijo es exactamente como si fuera el Padre y cuando habla el Espiritu Santo quien habla es el Padre... es decir no podemos separar al Padre al Hijo y al Espiritu Santo como la sociedad pretende hacerlo.

    Martha

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto, en lugar de darle todos los títulos y honra que el Hijo del Divino se merece, lo llaman tal y como lo llamó Pilato "el hombre" mas grande de todos los tiempos...

      Eliminar
  2. Hermano no me ha quedado claro lo de proverbios podria explicarlo de otra manera más sencilla ?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mira aunque la Palabra o la Sabiduría de Dios son personificaciones, la sabiduría nos específica a que “principio” refería Juan, En los escritos hebreos deuterocanónicos encontramos más ejemplos paralelos a lo que dice Proverbios.
      Nótese como se dice que al igual que la Palabra, sale de la boca del Altísimo
      “La sabiduría hace su propio elogio, se gloría en medio de su pueblo. En la asamblea del Altísimo abre su boca, se gloría delante de su poder: "Yo salí de la boca del Altísimo, y como niebla cubrí la tierra. Yo puse mi tienda en las alturas, y mi trono era una columna de nubes. Yo sola recorrí la bóveda del cielo, y me paseé por la profundidad del abismo. Sobre las olas del mar, sobre toda la tierra, sobre todos los pueblos y naciones se extendía mi dominio. En todos ellos busqué donde descansar, una heredad donde establecerme. Entonces el creador del universo me dio una orden, el que me había creado me hizo plantar la tienda, y me dijo: "Pon tu tienda en Jacob, sea Israel tu heredad." Desde el principio, antes de los siglos, me creó, y por los siglos de los siglos existiré.” (Sirac 24:1-9)


      De hecho en la poesía hebrea la Palabra es paralela a la Sabiduría

      "Dios de mis antepasados, Señor de misericordia, que hiciste todas las cosas con tu palabra, y con tu sabiduría formaste al hombre para que dominase sobre tus criaturas, (Sabiduría 9:1-2)

      Al igual que la Palabra como dice Juan 1:1 La sabiduría esta con Dios
      Toda sabiduría viene del Señor, y está con él por siempre. (Sirac 1:1)

      Al igual que “la Palabra “, “La Sabiduría es la Imagen de Dios (Juan 1:14)
      Pues la sabiduría es más móvil que cualquier movimiento y, en virtud de su pureza, atraviesa y penetra todo. Es un soplo del poder de Dios, una emanación pura de la gloria del Omnipotente; por eso, nada contaminado le afecta. Es reflejo de la luz eterna, espejo inmaculado de la actividad de Dios e imagen de su bondad. (Sabiduría 7:24-26)

      Estos libros Deuterocanónicos no son reconocidos por todas la comunidades Judías, y solo vienen en algunas biblias tanto católicas como protestantes, sin embargo, si nos reflejan el pensamiento Judío que refuerza que la Sabiduría en los escritos hebreos es La Palabra mencionada por Juan

      Eliminar
  3. Gracias hermano Estebán por su respuesta. Queria compartir con todos ustedes una experiencia de como Dios hace nuevo todo cuando una persona comienza a seguirlo y acepta a su Hijo como su único Senor y Salvador, es un proceso que ocurre en la vida de la persona es como un vaso roto que se ha destruido en mil pedazos y como Dios comienza a formar ese vaso de otra manera, un vaso diferente donde no hay huecos y como Èl empieza a hacer poco a poco un cambio en nuestras vidas y como Èl cuando caemos de nuevo no permite que el nuevo vaso se rompa en pedazos porque Dios usa todos los medios para tratar de que ese vaso que le pertenece no sufra daño, y trata de levantarlo una y otra vez, esto es un ejemplo de nuestras vidas como Dios ha comenzado un proceso de regeneración en nuestras vidas y ha empezado a sanar cosas profundas en nuestro corazón que muchas veces tratamos de ocultar a los demás y apesar de que caemos de nuevo, Èl nos levanta con su amor grande e infinito. El Hijo de Dios dijo lo siguiente:


    Juan 14:20 -

    En aquel día ustedes se darán cuenta de que yo estoy en mi Padre, y que ustedes están en mí, y yo en ustedes.

    Nunca durante testiga pude experimentar que Cristo estaba en mi, el anterior versiculo lo había leido pero era un simple verso teorico, porque les digo esto queridos hermanos porque si alguien que frecuenta este blog y tiene miedo de abrile las puertas al Hijo de Dios, le puedo asegurar en mi propia experiencia que su vida jamás volverá a ser la misma y podrá entender el versículo de Juan 14:20 en su corazón y no le quedará la mínima duda porque Ellos empiezan a reverlarse dentro de tu propio corazón, como dijo nuestro Senor Jesucristo: Y YO ME MOSTRARÉ A EL CLARAMENTE.... SOLO TIENES QUE ABRIRLE LA PUERTA, CRISTO NO PUEDO HACERLO POR TI, ÉL TOCA LA PUERTA PERO TÚ DEBES ABRIRLE LA PUERTA.

    Martha

    ResponderEliminar
  4. Pues hermanos no puedo callarme y queria decirles lo que me conto mi amiga que fúe musulmana, los testigos la hán visitado e inclusive le dejarón en la puerta una canasta llena de harina,frutas, legumbres y una tarjeta donde decia Te hemos venido ha visitar pero no te encontramos. Ella quedo profundamente agradecida e inclusive estaba convencida que Cristo le había traido ese mercado, al mismo tiempo dijo que los testigos son maravillosos y está convecida de que le va a seguir trayendo ese mercado.... bueno el tiempo lo dira.,,,, si cuando se bautize serán tan especiales?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si es cierto espezare a ver nubarrones

      Eliminar

Opina: